3 de diciembre de 2012

Top100 para un joven no tan joven

¡Subió 407 puestos en once meses!

Sin lugar a dudas, Guido Pella no se olvidará nunca del 2012. El bahiense de 22 años comenzó el año en el puesto 504° de la ATP. En marzo demostró que podía levantar un trofeo Challenger y se coronó en Salinas (Ecuador) por primera vez en su carrera. "Mi objetivo era levantar un Challenger esta temporada y por suerte se me dio muy rápido", dijo el argentino, sorprendido de lo conseguido a comienzo de año. Luego alternó buenas y malas. Dos cuartos de final y una semifinal hasta julio, cuando logró su segundo Challenger, también en Ecuador, en Manta. Exactamente un mes más tarde, agregó a su curriculum lo más importante hasta ese momento del año: la clasificación al US Open. Ganó los tres partidos de la qualy y perdió en cuatro sets ante Davydenko, en su primer Grand Slam.

El tercer Challenger lo obtuvo tres meses después, en Campinas (Brasil). Pasaron cuatro torneos y con la semifinal en Río de Janeiro (Brasil) se clasificó al Masters de la categoría Challenger. El certamen brinda ocho plazas directas, siete por ranking (siempre que hayan disputado al menos ocho torneos de esta categoría en el año, puntuando solo sus diez mejores) y un invitado por el organizador. Reparte 125 puntos para el campeón invicto, la mitad que un ATP250. Guido clasificó séptimo. Disputado en la ciudad de San Pablo sobre superficie rápida y bajo techo, la organización invitó a Thomaz Belluci (33°) al igual que en 2011.

100% de efectividad en finales en 2012

Pella llegó como el 124° del mundo y compartió grupo con Bellucci (33°), Ungur (112°) y el experimentado Ramirez Hidalgo (96°). Un debut impensado ante el brasileño con victoria en tres sets (la mejor de su carrera) le dio la chance de pensar la clasificación a semifinales. La derrota 7/6 en el tercero ante Ungur no impidió su pase a la siguiente fase ya que venció al español Ramirez Hidalgo. En semifinales derrotó a Hanescu (64°), otra victoria resonante para su carrera. En la final se chocó nuevamente con el único que lo había vencido, Adrian Ungur. Nuevamente fueron al tie break del tercer set, pero esta vez el argentino prevaleció ante el rumano.

Cuarto título del año sobre cuatro finales jugadas, con el plus de acceder al lote de los cien del mundo (97°) e ingresar al cuadro principal del Australian Open por primera vez en su carrera. Notable. Durante el Masters, Guido Pella venció a tres Top100, algo que nunca había logrado. Acumuló cinco victorias ante rivales con ese ranking en 2012. El finalista Adrian Ungur acrecentó su récord negativo en finales este año con un solo título en siete definiciones disputadas. Gracias a la victoria en Brasil, el zurdo argentino tuvo que acomodar su calendario para 2013 ya que el ranking le posibilitará disputar el Australian Open, Viña del Mar, San Pablo, Buenos Aires y Acapulco como mínimo, y no los Challengers como tenía programado. Su objetivo de ingresar al Top100 en 2013 se adelantó y mantenerse será su nueva meta.

Roland Garros 2008, 18 años recién cumplidos.

Guido Pella nació el 17 de mayo de 1990, en Bahía Blanca. Empezó a jugar al tenis a los cinco años con su padre, que es entrenador en el club Liniers. Su hermana Catalina, también tenista profesional, es tres años menor que él y está dando sus primeros pasos en el circuito femenino. A los 14 años comenzó a entrenarse bajo las órdenes de Fabián Blengino en el club de Nuñez "Parque Norte", entrenador que sigue manteniendo hasta hoy. Durante su etapa como junior, el bahiense llegó a la semifinal de Roland Garros. Mucha facilidad para jugar a este deporte desde joven.

Se insertó rápido en los Futures (ganó siete), pero no lograba hacer pie en los Challengers, hasta esta fantástica temporada. Fanático de Nalbandian, Federer, Rooney, Vettel y Steve Jobs, este jugador de 185cm de altura, pegó el salto de calidad necesario para disputar el circuito ATP completo y consolidarse durante 2013 en el Top100. "Estar Top100 te da la ventaja de entrar a muchos torneos ATP y seguir sumando, a eso voy a apuntar. Y a consolidarme en el Top100. Si veo que se puede seguir subiendo mucho mejor, si no, a lucharla", decía Pella luego de la consagración en San Pablo, y agregaba: "Partidos como los que gané en Brasil me dan confianza para jugar a otro nivel".

¿Se consolidará como Top100?

Este presente de Guido era algo impensado un año atrás, cuando en noviembre de 2011, recuperado de una operación de muñeca, no conseguía resultados. Incluso varias veces pensó en dejar el tenis. Luego de llegar a la final en Guayaquil (Ecuador) se dio cuenta de que el Top100 no era algo inalcanzable. "Durante muchísimo tiempo estaba prácticamente convencido de que no iba a pasar del nivel de Futures. Pero la final en Guayaquil me cambió la vida. Me di cuenta que estaba para otras cosas. Yo antes apostaba a estar dentro de los 100 y uno se va angustiando, se va poniendo mal cuando no lo va consiguiendo. En Guayaquil pasé la qualy de milagro, fue 7/6 en el tercero. Y después fui encontrando el nivel para llegar a la final. Ese torneo me hizo muy ben, tenía miedo de quedarme en los Futures, no subir el nivel y eso me hizo replantear mi futuro en el tenis".

Daniel Vitale Pizarro

No hay comentarios:

Publicar un comentario