28 de mayo de 2012

Otro polvo de Almagro



Su golpe más vistoso

Nicolás Almagro es un jugador que no termina de explotar. O madurar... A pesar de ser uno de los mejores sobre la superficie naranja (con excepción de Madrid 2012), le cuesta ser protagonista en los torneos más importantes en arcillla, ya sea Roland Garros o los tres Masters1000. Considerado candidato en cada uno de estos certámenes, comienzan los torneos y todo queda en "candidaturas". Nacido en Murcia (España) hace 26 años, desde que es profesional obtuvo doce títulos ATP y llegó a cinco finales más, todas sobre polvo de ladrillo. Su última conquista fue el fin de de semana en el ATP250 de Niza (Francia), ante el norteamericano Brian Bakker para revalidar lo hecho en 2011.

Si sumamos los cuatro Challengers que obtuvo antes de dar el salto de calidad para jugar los torneos ATP más importantes, son 21 partidos definitorios sobre la superficie, un número más que importante. De los doce obtenidos, diez son ATP250 y dos son ATP500, mientras que de las cinco finales, tres son ATP250 y dos ATP500. Curiosamente perdió cuatro veces con su compatriota David Ferrer (al que nunca le pudo ganar en diez ocasiones) y la restante con el francés Gilles Simón. Desde el 2006 levantó al menos un trofeo por año, siendo el 2011 su temporada más fructífera con tres títulos. Esa temporada alcanzó su puesto más alto en el ranking (9°). Números de un tenista de elite.

Lo raro en este jugador son las flojas actuaciones en los torneos más importantes. Su mejor resultado en Roland Garros fue cuartos de final (2008 y 2010), en ambas ocasiones perdió con el campeón Rafael Nadal. En Masters1000 solo accedió a una semifinal y fue en Madrid 2010. Llamativo, porque al final de cada temporada termina entre los jugadores con más partidos ganados sobre clay, algunos años incluso sobre Nadal, que solo disputa cinco torneos al año, al margen de ganarlos o no la mayoría de las veces.
Una instantanea durante la final

El problema del murciano es sin lugar a dudas mental. Contra los mejores jugadores del circuito tiene récord negativo. Pero no solo eso, sino que a Federer, Nadal, Djokovic y Ferrer nunca pudo vencerlos en 25 partidos disputados, 16 sobre arcilla, siendo estos los mejores sobre la superficie en los últimos años y los que se llevaron Roland Garros y los Masters1000 desde 2006 (año del primer título de Almagro), a excepción de Ferrer que disputó dos finales, y Robredo, ganador de Hamburgo 2006, al que venció las cuatro veces que se vieron las caras (tres en arcilla).

Español, 1,83 de estatura, tiene todo el potencial para coronarse o llegar a una final en un gran torneo. Un saque efectivo, un juego de los más explosivos del circuito, tiros potentes y muy pocas lesiones sufridas a lo largo de su carrera son características para ir a buscarlo al ranking al Top10 si no supiéramos su ubicación y lo viésemos jugar un rato. El lugar lo conoce, pero... Hoy ocupa el 13° puesto en el escalafón mundial y es el tercer español clasificado a Londres 2012 junto con Nadal y Ferrer. ¡A por ellos Nico!

Daniel Vitale Pizarro

No hay comentarios:

Publicar un comentario