14 de enero de 2019

Puente universitario




Una publicación compartida de Tennys Sandgren (@tsandgren7) el

El tenis Universitario de Estados Unidos es el de mayor nivel del mundo. Jugadores de todo el globo emigran a las Universidades norteamericanas para jugar al tenis y estudiar, mezclando el estudio y el deporte, un combo ideal para un adolescente que no sabe si intenta convertirse en tenista profesional o se dedica al ámbito laboral tradicional luego de conseguir un título Universitario. Desarrollar una posible carrera como tenista profesional y ser un profesional en otro sector gracias al estudio tranquiliza mucha veces al joven y genera que juegue sin presiones ni tantas obligaciones como si solo golpeara una pelotita para subsistir.


En ese contexto, las Universidades reclutan a los mejores exponentes de sus Estados y becan a posibles buenos jugadores de todo el mundo. Los elegidos deben aprobar un examen de admisión (SAT y TOEFL), ser tenistas amateur y haber finalizado los estudios secundarios/bachillerato. Según el nivel de tenis del alumno y de la Universidad, disputará la División más acorde a su rendimiento. La división más alta se llama "NCAA I" y es el paso previo al circuito profesional ITF o ATP, siempre y cuando el objetivo del jugador sea dedicarse por completo al tenis. Las otra divisiones son "NCAA II", "NCAA III", "NAIA" y "Junior College".
La lista de jugadores ATP destacados que fueron jugadores Universitarios norteamericanos es extensa, lo que comprueba lo exitoso del sistema educativo/deportivo a lo largo de los años. John Isner, Kevin Anderson, Steve Johnson o los hermanos Bryan, son los máximos exponentes en activo del formato estadounidense. Menos conocidos pero ambos Top100 aparecen Tennys Sandrgren (UT 2010-11) y Cameron Norrie (TCU 2015-17). Estos dos últimos disputaron la final en Sidney, demostrando que el camino del tenis combinado con el estudio es posible y es una alternativa superadora a la dedicación exclusiva a un deporte en particular.
Rivales en el circuito Challenger, nunca se habían enfrentado a nivel ATP. “Creo que Cam me ha ganado 18 veces seguidas”, bromeaba Tennys sobre su historial (2-4) frente a Cameron antes de la final en Australia perdiendo las últimas tres veces que lo enfrentó, incluyendo la final en 2017 del Challenger en Tiburón, California (USA). Sandgren conocía lo que era disputar una final ATP (Houston 2018) pero Norrie nunca había llegado a una definición por el título y el norteamericano sacó provecho de la derrota en abril de la temporada pasada sobre arcilla y ante otro universitario récord, Steve Johnson.
Cameron Norrie, nacido en Johanesburgo (Sudáfrica), criado en Auckland (Nueva Zelanda), nacionalizado británico (padre escocés, madre galesa) y jugador Universitario norteamericano en la Universidad Cristiana de Texas es entrenado por Facundo Lugones, excompañero en la Universidad con el que forjó una amistad que va más allá de la relación entrenador-jugador. Gracias a Lugones, "Noz" ha entrenado en Argentina con Juan Martín Del Potro, Diego Schwartzman y Leonardo Mayer, incluso formó parte del equipo de Interclubes del Buenos Aires Lawn Tennis Club en 2017, año en el que hizo la pretemporada en Argentina.

Sandgren contó sus sensaciones pospartido. El lunes aparecerá como 41° ATP, su posición histórica más alta: "Este título significa mucho, me esforcé mucho estos meses preparando la temporada y recibir el premio tan pronto es algo muy gratificante. Tener cierta experiencia adicional me ayudó en la final, intenté mantenerme estable mentalmente y empezar con un poco más de energía. He sacado muy bien durante toda la semana y la derecha ha funcionado como quería, siento que me estoy moviendo realmente bien, aunque mi objetivo sigue siendo permanecer dentro del top100. Estoy tratando de mejorar y ver hasta donde puedo llegar, no tengo miedo de apuntar alto".

Daniel Vitale Pizarro

No hay comentarios:

Publicar un comentario