3 de noviembre de 2014

Números redondos


El N°1 dijo presente en París.

Semana redonda para Novak Djokovic. Aunque la perfección no existe, el serbio la rozó. Campeón del Masters 1000 de Paris sin ceder sets, 20° M1000 en su carrera, 600 triunfos como profesional, afianzado en el N°1 para fin de año y como si no fueran pocas cosas en tan pocos días, fue padre de Stefan, su primer hijo, días antes de comenzar el torneo. Su rival de la final en la capital francesa fue Milos Raonic, que nada pudo hacer ante el nivel del mejor tenista del año. El último Masters 1000 de la temporada definió a los ocho clasificados al Masters de fin de año, que tendrá tres debutantes.

Todos esperaban una final entre Federer Djokovic en París, que alimentara aun más la pelea por el número uno del mundo. Novak no decepcionó pero Roger cayó antes de tiempo. Milos Raonic apareció en su camino en cuartos de final. A base de un saque letal (22 aces), al canadiense no le tembló el pulso cuando tuvo que definir ambos sets y se llevó el encuentro con autoridad, para desilusión de los fanáticos del suizo y de los organizadores. Ese triunfo lo catapultó en confianza y quedó demostrado con su victoria en semifinales ante Tomas Berdych.
El golpe con el que más daño hace.

En la final fue otro jugador al de toda la semana. Errático e impreciso, Milos no pudo presentarle batalla a un "Nole" inspirado que se plantó desde el fondo, lo atacó cada vez que pudo hasta que lo pasó por arriba 6/2 6/3 en el imponente estadio de París Bercy. "He jugado el mejor partido de toda la semana hoy, cuando más se necesita. Tuve un montón de buenas devoluciones y en general estoy muy contento con mi rendimiento", lo que dejó en claro como fue el partido y la pesadilla que pasó Raonic en la cancha.

El nacido en Serbia, nacionalizado canadiense, no tuvo más que halagos para con Djokovic: "Él me hizo la vida difícil hoy. Cada vez que puso su raqueta sobre la pelota, me hacía jugar una bola profunda. Creo que jugó un gran tenis, neutralizando bien mi servicio. Incluso cuando yo era capaz de jugarle a su revés, él ya se estaba moviendo muy bien. Novak jugó lo más profundo posible. En realidad no me dio demasiadas oportunidades. Incluso en las posibilidades de quiebre que tuve, él las jugó bien".
Contentos con sus rendimientos

En París obtuvo su 47° título ATP en 69 finales disputadas. En cuanto a Masters 1000, fue su 20° tras disputar 30 definiciones en este nivel, solo superado en la historia por los 23 de Roger y los 27 de "Rafa". Fue su sexto trofeo en lo que va del año y el tercero en París (2008, 2013-14). Capturó seis títulos o más por cuarta temporada consecutiva y terminará entre los tres mejores del ranking ATP por octavo año seguido. Definitivamente el tercero en cuestión de la última década entre Federer y Nadal, que no tiene nada que envidiarle.

Líder en torneos ganados en 2014, aunque con tres finales menos disputadas que Federer, Djokovic ganó títulos en las cuatro superficies posibles (arcilla, cemento outdoor, cemento indoor y césped) y le bastará para terminar el año como número uno del mundo con ganar sus tres partidos de zona en el Masters o accediendo a la final del mismo. No podrá ganar más partidos que Roger, disputar más finales ATP ni de M1000 en esta temporada, pero el N°1 del mundo del 2015 está en sus manos, depende pura y exclusivamente de él.

Utiliza muy bien las palancas para golpear el drive desde el fondo de la cancha

Milos Raonic tuvo una brillante semana que le permitió clasificarse a la "Copa de Maestros" por primera vez en su carrera a los 23 años. El más joven de los ocho esta temporada, debía terminar por encima de David Ferrer en París para asegurarse un cupo en Londres. La victoria resonante ante Federer en cuartos de final más la derrota del español a manos del japonés Nishikori en la misma instancia, sellaron su ingreso a la "Arena O2" junto a Djokovic, Federer, Wawrinka, Nishikori, Murray, Berdych y Cilic, beneficiado por la ausencia de Nadal debido a su operación de apéndice.

El gigante de 196 centímetros llegó en Bercy a su segunda final de Masters 1000 luego de caer ante Nadal en Toronto 2013. Esta definición fue la número trece en su carrera como profesional (6-7) y la tercera del año (1-2). Actual ocho del ranking ATP, tocó el sexto lugar en julio de este año tras la semifinal de Wimbledon. Acumula 49 victorias en lo que va de la temporada y más de 1000 aces por segundo año consecutivo, números que reflejan el crecimiento de un jugador que dejó de ser solo un jugador peligroso para convertirse en un protagonista del circuito.

Daniel Vitale Pizarro

No hay comentarios:

Publicar un comentario