12 de noviembre de 2012

El "presente" pudo con la "historia"




El mejor de todos felicita al mejor del momento

No son muchos los jugadores que terminaron al menos dos años como el número uno del mundo. Para contar el selecto grupo, nos alcanza con los dedos de las manos. Novak Djokovic es uno de esos. Solo Sampras (6), Federer y Connors (5), Lendl y McEnroe (4), Borg, Nadal, Edberg y Hewitt (2) lo pudieron hacer. Salvo "Rafa", todos lo hicieron al menos en años consecutivos. El serbio se sigue metiendo en la historia grande de este deporte y pareciera que no se sacia. Y va por más. En la final del Masters, en clara desventaja en ambos sets, una vez más sacó a relucir lo mejor de su repertorio, en esos momentos donde otros hubieran "tirado la toalla". 

0-3 en el primer set con chance de quiebre para Federer y 4-5 con el saque del suizo en el segundo, no fueron suficientes para derrotar al serbio que resurgió del abismo para gritar (y vaya si lo hizo) por segunda vez campeón del Masters, este año en Londres. Fue 7/6 7/5 en un partido de alto vuelo, con récords de espectadores presentes (263.229 visitantes) y detrás de la pantalla chica (100.7 millones de televidentes a nivel global) durante los ocho días que duró el certamen. Candidatos por sus actuaciones durante la temporada, la final fue por decantación entre ellos. Un Grand Slam, tres Masters1000 y un ATP500 por lado, más un ATP250 para Roger, eran sus victorias durante el 2012.



El grito de guerra del mejor


La definición los iba a ver por quinta vez en el año, con otra paridad, dos a dos en enfrentamientos personales. Y no decepcionaron en absoluto (los fans de Roger, abstenerse a este comentario). Fue una verdadera final, con tiros increíbles de ambos lados de la red, momentos de emoción y tensión durante casi las 2h 15m de partido. No es la primera vez que le remontó un partido a Federer. Sin ir tan atrás en el tiempo, las semifinales de US Open 2010 y 2011 se las arrebató luego de salvar match points en ambos partidos, y este año en Australia y Shanghai hizo algo parecido que en Londres, para luego llevarse el trofeo a su casa (en Melbourne estaba 4-1 abajo en el quinto con Nadal y en China set abajo y 5-4 con el saque de Murray). El récord entre ellos quedó 16-13 en favor de Federer.

Durante la conferencia de prensa el campeón declaró: "Es muy satisfactorio para mí y mi equipo terminar esta fantástica temporada con un triunfo en el Masters Cup. Nunca había llegado a la final de este torneo en Londres. Realmente no sentía muy bien esta superficie en los últimos años. Pero este año fue distinto. Me motivé más, estuve más fresco físicamente. Quería luchar y llegar lo más lejos posible. El ganar todos los partidos que jugué lo hace aún más especial", y agregó: "Jugué un gran tenis durante la semana. Hoy, cuando lo necesité, logré grandes tiros. Me concentré en devolver todas las pelotas posibles. No puedo estar más emocionado que ahora".



El contraataque, marca registrada


Esta temporada, con lo aprendido del espectacular 2011, "Nole" decidió armar un calendario diferente para llegar a esta parte de la temporada con reservas en cuanto a lo físico y no agotado como hace 12 meses. La planificación (algo que seguramente copió de "RF") fue lo que permitió que el serbio terminara nuevamente como el mejor del ranking, contra un Federer que amenazó hasta últimos momentos con quitarle ese lugar de privilegio. Con descansos más largos, sin disputar ni siquiera un ATP250 y relegando varios ATP500, "Djoker" llegó a la última parte de la temporada con resto físico para terminar como el mejor en el ranking y en la cancha. 


Ojo, jugar solo 18 torneos al año es un riesgo para cualquier jugador "normal", ya que de tropezar en alguno, el margen para recuperar esos puntos es escaso. Del Top100, salvo excepciones por lesión o ingreso a último momento por wild cards, disputan al menos 20 torneos anuales. La mayoría supera esa suma. La ATP obliga a que los jugadores dentro del Top30 jueguen los cuatro Grand Slam, ocho Masters 1000 (Montecarlo es opcional), cuatro ATP 500, con la obligación de disputar uno luego del US Open y dos ATP250. Djokovic cumplió con lo justo y pudo recuperar el número uno una semana antes del final del calendario.



La decepción de haber estado tan cerca...


Repasemos algunos números del campeón. Djokovic levantó su 34° trofeo en 53 finales disputadas, líder en el ranking hasta Australia como mínimo y pasará a Jim Courier (58) en cantidad de semanas como monarca del tenis (11° en la historia). 75 triunfos y 12 derrotas en el año, solo puede ser superado por Ferrer que lleva 74 y disputará la final de Copa Davis, seis títulos en el año (Australia, Miami, Toronto, Beijing, Shanghai y Londres) más otras cinco finales (Montecarlo, Roma, Roland Garros, Cincinnati y US Open) y cayó solo dos veces antes de semifinales durante 2012 (Madrid en cuartos de final y París en segunda ronda). ¡Wow! Lo único negativo desde el punto de visto utópico, fue no haber ganado Roland Garros, Wimbledon ni los Juegos Olímpicos, objetivos que se había planteado a principio de temporada por sobre los demás y que no pudo concretar.


La ATP entregó una serie de distinciones, como todos los años, a los destacados en diferentes rubros durante todo el 2012 y los elegidos fueron:


ATP World Tour N°1: Novak Djokovic (2° año)

ATP World Tour N°1 Dobles: Bob & Mike Bryan (8° año)
Premio Espíritu Deportivo Stefan Edberg (votado por jugadores ATP): Roger Federer (8° año)
Jugador de Mejor Regreso del Año (votado por jugadores ATP): Tommy Haas
Revelación del Año: Martin Klizan
Jugador de Mayor Progreso en el Año (votado por jugadores ATP): Marinko Matosevic
Premio Humanitario Arthur Ashe del Año: Novak Djokovic
Favorito de los Fans ATPWorldTour.com (Singles): Roger Federer (10° año consecutivo)
Favoritos de los Fans ATPWorldTour.com (Dobles): Bob & Mike Bryan (8° año)


Daniel Vitale Pizarro

No hay comentarios:

Publicar un comentario